/ 03.09.2019 16:38
¿Por qué es importante donar sangre?
compartir
Foto 1 DE 1
¿Por qué es importante donar sangre?
¿Por qué es importante donar sangre? (Foto: iStock)

La donación de sangre es un procedimiento médico donde se realiza una extracción de sangre a una persona para luego inyectarla a otra persona. Donar sangre es donar vida, pues las transfusiones no solo ayudan a tratar determinadas enfermedades, sino que también salvan vidas en casos de hemorragias por accidentes de tráfico, por ejemplo.

Cada persona tiene casi cinco litros de sangre en el organismo. El 55% de la sangre es plasma, un líquido que sirve de medio de suspensión a las plaquetas, los leucocitos, los glóbulos rojos y glóbulos blancos.

ESCUCHA RADIO LA INOLVIDABLE EN VIVO AQUÍ

Entre las diferentes funciones vitales de la sangre se encuentran: favorece la coagulación, transporta los nutrientes y el agua necesarios para alimentar los tejidos, contribuye a mantener el equilibrio de líquidos en el organismo, entre otras.

Los expertos señalan que nueve de cada diez personas necesitarán una transfusión de sangre a lo largo de su vida, lo que da una clara idea de la importancia de la sangre. Esta puede ser necesaria en las siguientes circunstancias:

- El tratamiento de personas con enfermedades como la drepanocitosis o la talasemia.

- El tratamiento de las anemias, como las que se producen en los pacientes oncológicos. 

- Reacciones en complicaciones de parto que pueden causar hemorragias.

- Tratar a pacientes accidentados que han sufrido importantes hemorragias internas o externas.

- Afrontar las pérdidas de sangre que pudieran producirse en el transcurso de intervenciones quirúrgicas. 

-> ¿CÓMO TRATAR LA VARICELA?

Hay que tener en cuenta que la donación de sangre es un acto que no todas las personas pueden realizar, aunque deseen hacerlo. En primer lugar, se debe cumplir con los siguientes requisitos básicos: estar sano, tener entre 18 y 65 años y pesar más de 50 kilos.

Hay otras condiciones que se deben cumplir para donar sangre:

- Tener una tensión arterial normal.

- No haber tenido cáncer.

- No consumir drogas.

- No haber sido sometido a intervenciones quirúrgicas o endoscopias.

- No estar tomando determinados medicamentos.

- Seguir hábitos de vida mínimamente saludables.

- No haberse realizado tatuajes en los cuatro meses previos.

- No haber recibido una transfusión de sangre.

- No haber sido sometido a un trasplante.

Déjanos tus comentarios

938239747

938239747